Enfriamiento de la economía en EEUU pero los mercados tranquilos.

El título de este post tiene un cierto contrasentido si lo intentamos entender desde nuestra querida España donde la semana no ha podido ser peor, ya que se han aprobado las medidas de austeridad anunciadas la semana pasada, las protestas por parte de funcionarios y ciudadanos han abierto un día sí y otra también los noticiarios durante toda la semana pasada, la prima de riesgo ha superado por primera vez los 600 puntos y el IBEX 35 perdió el Viernes más del 5 %.

Pero fuera de nuestras fronteras hay vida y mientras hay vida hay esperanza, y si no mirad que el sarao económico en el que nos encontramos inmersos va un poco por barrios y si no mirad:

“Rentabilidad de índices Europa en la semana: IBEX -6.3%, EuroStoxx -1%, FTSE -0.3%, DAX 1.1%, CAC 0.4%, SMI 1.7%, MIB -4.7%, AEX 1.6%”

Mientras  España e Italia se desploman, dentro de un mismo área cómo la zona Euro nos encontramos al DAX que sube un 1,1 % , el índice francés que para mi sorpresa sube un 0,4 %…., o sea que el mercado está siendo muy selectivo, aunque bajo mi punto de vista no objetivo.

Sin entrar en este tipo de disquisiciones vamos a lo que vamos con este post, que no tiene otro objeto que repasar los datos macroeconómicos de la semana y poner en contraste con la reacción de los mercados.

Bueno mirando estos datos la semana ha sido más bien bastante aciaga en EEUU ya que casi todos los datos han sido peores de lo esperado, salvo en los datos de precios. La naturaleza de los datos ha sido bastante amplia ya que hemos tenido datos de empleo, ventas de viviendas y ventas minoristas. Esto lo único que confirma es que en EEUU desde hace unos meses están sufriendo una desaceleración económica.

De todas formas los datos hay que analizarlos en perspectiva, y si bien es verdad que la ralentización es evidente esto de momento no implica que estemos ante una fuerte probabilidad de recesión, que sí que sería un dato verdaderamente alarmante. Para ello vamos a tomar varios de estos indicadores y lo vamos a poner en contexto, el primero de ellos va a ser las ventas minoristas que están disminuyendo durante tres meses seguidos.

Si vemos este dato en tasa de variación interanual, se ve muy claramente lo que decíamos anteriormente ya que desde final de 2.011 este importante indicador que mide el pulso de la variable consumo en EEUU va cayendo aunque en tasa interanual conserva un crecimiento de un 2,5 %, todavía muy alejado de datos negativos que sería lo verdaderamente preocupante.

El otro dato que esta semana sorprendió al alza fue el Housing Starts o inicio de construcción de nuevas casas (760,000 vs 743,000 del consenso). El otro dato inmobiliario destacable de la semana, elBuilding Permits o licencias de construcción salió peor de lo esperado (755,000 vs 765,000 del consenso). En conjunto el dato fue mixto, pero la tendencia de los últimos tiempos es positiva y no concuerda con la idea de que EEUU esté entrando en recesión:

Imagen

El dato “initial claims” o peticiones iniciales del seguro de desempleo salió bastante peor de lo esperado siendo de 386,000 vs. los 365,000 del consenso. En cualquier caso, entra dentro de las variaciones normales y hay que recordar que la semana pasada salió el mejor dato de esta serie en los últimos 4 años siendo la tendencia esperanzadora:
Imagen
Bueno entonces sin comentarios, ya que ya quisiéramos nosotros tener la mitad de malos los resultados macroeconómicos de EEUU, pues si bien es cierto que están deteriorándose eso no quiere decir que de momento se encuentren siquiera cerca de la recesión y es lo que explica la disparidad en el comportamiento de los mercados.
Para la semana que viene las referencias más importante en EEUU y referidas al PIB y en Alemania los datos del IFO, y en España nos lo jugamos todo el Martes con la subasta de Letras del Tesoro que no sé muy bien qué es lo que va  a ocurrir. Qué Dios reparta suerte…..aunque creo que para España la suerte está echada.



Deja un comentario

*