La revancha agrícola.¿Quién alimentará al mundo?

Todavía se escuchan los ecos del discurso realizado por Henry Kissinger en 1.974 en la Conferencia Mundial de Alimentación celebrada en Roma donde lapidariamente anunción que en 10 años ningún niño se iria a la cama con hambre, pero el resultado no es nada más lejos de la realidad ya que 35 años después 1.000 Millones de personas pasan hambre.

Esta situación lejos de solucionarse tiene toda la pinta de seguir empeorando ya que de aquí a 2.050 se espera que la población mundial se incremente un 30 %, pero la demanda de alimentos agrícolas lo hará muy por encima del orden del 70 % y la de carne un 100 %, inicialmente estos son buenas noticias para el campo pero debemos de tener en cuenta que este es un sector que se encuentra con dos limitaciones muy importantes: por un lado la disponibilidad de agua que en muchos lugares se encuentra ya al limite y por otro lado la puesta en cultivo de terrenos donde existe más margen de maniobra pero no mucho más.

Para poder asumir este reto los Gobiernos deben de trabajar en dos lineas: incentivar la la inversión en el sector para mejorar la productividad y mejorar la eficiencia en el fundionamiento de los mercados de alimentación.

Durante los últimos 25 años la inversión en agricultura se ha ido reduciendo, este proceso de desinversión ha perjudicado de forma directa las productividades agrícolas y las subidas de precios de algunos productos durante 2.007-08 ha provocado que los Gobiernos sientan cierto alarmismo con respecto a la seguridad alimentaria.

Esto es un mensaje que todavía no ha calado en la opinión pública ya que estamos seguros de que nunca nos van a faltar los alimentos cosa más que discutible teniendo en cuenta la evolución de la agricultura y las tendencias demográficas, además estamos sumidos en la firme creencia de que cada vez tendremos productos más abundantes, sanos y sobre todo baratos. De hecho cada vez es menor la parte de la renta que destinamos a la cesta de la compra ya que no solo estamos mejorando nuestro nivel de renta sino que a parte de esto el precio de los productos con el paso de los tiempos no es que suban sino que siguen bajando, esto es algo que vivo en mis propias carnes ya que profesinalmente estoy vinculado al sector de la alimentación y he visto infinidad de productos vendiendose a precios un 15-20% inferiores a los de hace 15 años con la inflación de costes que se ha soportado y sin haber habido una mejora de productividad ya que la revolución tecnologica se produjo a lo largo de los años 80-90.

Esta sensacón ha calado hasta tal punto que la Unión Europea con una falta de visión tremenda se ha apresurado a desmantelar la PAC y a dedicar todos esos fondos a otros sectores supuestamente más prioritarios que la alimentación como el sector tecnológico.

Por otro lado, el sector agrícola también denominado sector primario ha sido totalmente olvidado por los Gobiernos de los Paises Desarrollados y han dejado circular a la deriba a este sector al que cualquier referencia tiene cierto carácter peyorativo, es mucho más moderno y snob decir que se trabaja en el sector financiero o tecnologico, y mientras los agricultores se van empobreciendo y abandonando los cultivos, algo que parece un contransentido dentro del contexto explicado inicialmente.

Mientras tanto en España en los últimos 15 años se han abandonado 250.000 Hectareas de cultivo provocado por la presión urbanística, energias renovables, falta de agua y los bajos precios, algo que también ha ocurrido en el resto de paises de la UE lo cual está provocando si no ha ocurrido que nos convirtamos en un pais dependiente alimentariamete pero aquí se piensa que no ocurre nada , ya que como somo muy listo seremos capaces de importarlos desde otros paises en vias de Desarrollo incluso a un precio inferior y mientras les venderemos nuestra tecnologia a un precio disparatado.

No he visto algo mas absurdo en mi vida, en uno paises donde nos preocupamos hasta el extremo de las reservas energeticas no se nos pasa por la cabeza la importancia de la seguridad alimenticia sin la cual todo lo demas no tiene ningún sentido y yo particularmente pienso que esta seguridad esta cerca de resquebrajarse de hecho ya hemos podido observar como algunas materias agrícolas como el trigo duante 2.007 y 2008 han experimentado importantes alzas en sus precios.

Mas tarde o más temprano el campo se tomará la revancha en forma de carencia de alimentos y nos veremos obligados a pagar el precio que nos pidan por los alimentos más basicos. Por ello no podemos permitir que el campo siga muriendose por ello para empezar debemos de reajustar los precios y por ello debemos de cuidar al campo y a sus gentes como se merecen……..



Deja un comentario

*