Tesco innovando con el m-commerce. A ver si nos espabilamos en España.

Hoy toca hablar de un viejo conocido “Tesco” , uno de los principales operadores en el sector de la distribución del Reino Unido, que aunque ha cambiado mucho desde aquellos años 90 cuando recuerdo que nos unía una estrecha relación comercial en sus inicios a través de la compra-venta de diferentes variedades de tomate en fresco, sigue siendo el buque insignia de la distribución inglesa pues mantiene su sello de identidad británico.

Se ha tenido que enfrentar durante la última década a una competencia atroz propiciada por la entrada del gigante Americano Walmart a través de la adquisición de Asda en 1.999 y por si faltara poco a final de esa década estalló la crisis que todavía colea con la consecuente caída en el consumo.

Durante todos estos años les había perdido un poco la pista pero la verdad es que hace un año apróximadamente me sorprendió ver en Internet un vídeo que circulaba desde hace un tiempo en el que demostraban que en un sector tan maduro como el de la distribución también se puede innovar, y Tesco lo hacía a través del uso de los smartphones en Corea del Sur ya que habían montado supermercados virtuales en el metro que les permitían a los consumidores hacer la compra durante los tiempos muertos de espera. Verdaderamente sorprendente.

Pero esto parece ser que no es todo ya que su estrategia sigue en serio hacia adelante, y mientras en España no termina de despegar el comercio online a nivel de la gran distribución Tesco pretende conseguir en un corto espacio de tiempo que el 15 % del total de sus ventas provengan de sus tiendas viertuales, y seguro que lo van a conseguir. De hecho ya han aumentado el número de usuarios registrados en un 76 % y las ventas online en un 130 %, y siguen hacia adelante con su estrategia. Y de que forma , un buen ejemplo es el vídeo que pongo abajo donde nos damos cuenta que para montar un supermercado en cualquier sitio tampoco se necesita tanto con un smartphone y un panel es más que suficiente.

 

Mientras tanto la gran distribución española sigue rascándose la barriga y mirando hacia otro lado, y viendo todavía la distribución de la venta en casa como un servicio que dan peor sin demasiado interés, ya que siguen anquilosados en sistemas de logística y distribución que hacen imposible la implementación de este tipo de estrategias y en ultima instancia llevan a un encarecimiento de los productos frescos y empobrecimientos de los productores.

Y resulta curioso que nos encontremos en esta situación cuando España es el país con el mayor nivel de penetración de los teléfonos inteligentes -un 40 % si no estoy equivocado-, de todas formas todo llegará y precisamente por la falta de reflejos de los operadores tradicionales ha dado lugar a la aparición de algunos proyectos muy interesantes como “Carritus” o “Super Truper” que seguro en no muchos años harán que la gran distribución espabile durante los próximos años ya que en caso contrario van a perder a un segmento de clientes que emerge de ese mundo virtual tan tremendamente real como es Internet.




Deja un comentario

*